Enlaces

Buscar


« | Home | »

LAS PROVINCIAS lunes 7/11/2011

noviembre 7, 2011

SUCESOS | En Guadassuar
Un agricultor fallece tras ser atacado por un jabalí en un pueblo de Valencia
Efe | Valencia
Actualizado lunes 07/11/2011 10:51 horas

Un hombre de 60 años, vecino de la localidad valenciana de Tous, ha fallecido a consecuencia del ataque de un jabalí mientras se encontraba en la finca ‘La Garrofera’ que posee en el término municipal de Guadassuar (Valencia), han informado fuentes municipales.
El agricultor, Miguel E., sufrió heridas en la ingle y tenía las manos y la cara ensangrentadas, según han relatado las fuentes que, han indicado que parecía “como si se hubiera defendido del ataque”.
Los hechos ocurrieron el pasado sábado por la mañana, antes de las 11:00 horas y al lugar de los hechos, un campo de naranjos propiedad del fallecido, acudieron tanto la Policía Local de Tous, como la de Guadassuar y el forense de este municipio.
Portada > navarra > > Noticia

OTRO ATAQUE

Un jabalí ataca y muerde en la rodilla a un vecino de Villatuerta de 58 años
Francisco Zubiría García tuvo que ser trasladado al hospital de Estella tras un forcejeo con el animal
El hombre paseaba por Noveleta (Estella) cuando el jabalí fue directo hacia él, sostiene la víctima
Como muchos otros días, Francisco Zubiría García, un camionero de 58 años vecino de Villatuerta, cogió el camino que desde su localidad lleva hasta las faldas de Montejurra bordeando la finca del rejoneador Pablo Hermoso de Mendoza en el término de Noveleta. Pero este sábado, a las 11 de la mañana, su rutina habitual a punto estuvo de terminar en tragedia.

“He vuelto a nacer, pensé que no salía vivo de aquella”, rememoraba ayer en una habitación del Hospital García Orcoyen, donde se recupera de la operación tras el morderle un jabalí en su rodilla izquierda.

Francisco Zubiría recordaba el ataque con nitidez. “Quizá porque en lugar de asustarme me salió el instinto de supervivencia que me mantuvo muy despejado todo el rato”. Un intervalo de tiempo que ni tan siquiera se le hizo largo, pero sí intenso. “Iba hacia casa cuando vi venir al jabalí por el camino. Me hice a un lado para dejarle pasar pero ya el que estuviera gruñendo me puso en alerta. Siempre oyes que si se encuentran heridos atacan”. Y aunque no percibió ningún rastro de sangre, el jabalí desvió su ruta y se fue directo a por él.

“Se me echó encima y con los brazos ni tan siquiera podía rodearlo; cuando intentaba quitármelo estirándole del pelo se me escurría entre los dedos. Calculo que pesaría unos ochenta kilos”, narraba este camionero de 1,76 metros de altura y de constitución fornida. “Me tiró al suelo y dimos varias vueltas hasta que milagrosamente le pude meter entre los dientes el bastón de esquiar que siempre llevo de paseo. Fue entonces cuando me mordió pero no pudo apretar del todo” .

“Huí casi a rastras”

Categoria: General No Comments »